Sobre salud y bienestar. Un ODS

10 605

“La salud no solo es un indicador del progreso, también es un motor fundamental del desarrollo sostenible.” OMS

He escogido hacer la redacción sobre la salud y el bienestar en el mundo debido a los acontecimientos que estamos viviendo. Ahora más que nunca es cuando debemos preocuparnos de tener una buena salud, protegernos, cuidarnos y no solo por la nuestra sino también por las personas que nos rodean. Aprender de nuestros errores a nivel social económico, de organización …, tener más responsabilidad ambiental, de grupo, saber que todo está conectado. Si no hay salud, no hay bienestar.

Pero empecemos por el principio, definiendo que es la salud y que es el bienestar:            

La salud es el estado en que un ser u organismo vivo no tiene ninguna lesión ni padece   ninguna enfermedad y ejerce con normalidad todas sus funciones tanto físicas como intelectuales. Por lo tanto, contempla el estado saludable de la persona desde el punto de la calidad de vida y no simplemente desde la manifestación de síntomas o el padecimiento de enfermedades. Por eso que estar sano, sentirse sano, no es solo el hecho de no estar enfermo, sino que abarca todas las múltiples facetas del desarrollo humano. Como pueden ser: la alimentación, la seguridad, el equilibrio sentimental, etc. Por lo tanto, la salud también incluye el bienestar, cuya definición es:

El bienestar son una serie de condiciones físicas en que se encuentra un ser vivo en una circunstancia o un momento determinados. Hace referencia al conjunto de aquellas cosas que se necesitan para vivir bien, Existen diversos tipos de bienestar: el bienestar material, que consiste en el desarrollo económico y tecnológico; el bienestar físico que es la salud entendida no solamente como ausencia de enfermedad, sino también como presencia de bienestar físico, psico y social.

Las personas que nos pueden ayudar a tener una buena salud y conseguir el bienestar deseado son: Medico, enfermera, profeso/a, sicólogo, entrenador, dietista … y todas aquellas profesiones que tengan relación con alcanzar la ausencia de enfermedad o que nos ayuden a conseguir el ansiado bienestar tanto físico como mental.

Por lo tanto, es muy necesario recurrir a una buena información puesto que diariamente son miles de personas las que acuden a internet para informarse tanto de sus propias dolencias como de la actualidad en el mundo. El riesgo de tener información de dudosa calidad en lo referido a la salud es muy grande, en ocasiones puede ser hasta peligroso.

De ahí a acudir a fuentes de información sobre la salud confiables, con contenido de contrastable calidad y con una buena reputación y buen hacer desde mucho tiempo atrás, serán fundamentales para que tu salud no esté en riesgo y para que no compartas datos o informaciones que estén muy alejadas de la realidad o la búsqueda de la verdad.

“Cuerdas”, un gran cortometraje que mereció un Goya y que te hará pensar

 Si bien la mayoría de las informaciones sobre salud suelen venir de fuentes oficiales, organismos con competencia en el ramo, centros clínicos, laboratorios y demás instituciones científicas, a menudo ese tipo de información no está en formatos accesibles al usuario común, sino que están destinados a un uso más profesional y científico. Por eso, las personas prefieren leer y documentarse con sitios web y portales que, sin ser los oficiales, ofrezcan en un formato más sencillo y ameno las informaciones que son reales y de confianza sobre la salud.

 Una de las principales causas de la desinformación en lo que respecta a la salud no está en la utilización de información falsa, aunque cueste creer, sino en la utilización de información desactualizada, que por el simple hecho de haber sido realizada meses o años atrás ha dejado de tener vigencia y rigor, pudiendo existir actualmente una información confiable que la refute o haga perder el sentido. Por eso es muy importante tener claro lo que estamos buscando y donde encontrar información fiable.

La evolución del concepto de salud

La nueva idea de la salud humana nos obliga a cada uno de nosotros, como persona y no como paciente a que pensemos y reconozcamos la implicación de la actividad diaria en su salud. Son muchos los factores que solemos descuidar o/y olvidar al respecto, tanto a nivel físico como mental o social.

Nuestro bienestar se ha convertido en una búsqueda constante de nuestras vidas. Pero, ¿cómo lograr el bienestar físico y mental que nos permita vivir la vida plenamente?

 Es necesario incluir en nuestra vida una serie de comportamientos/actitudes que sean saludables y no perjudiciales para nuestra salud. La promoción de los hábitos saludables debe incluir todos aquellos aspectos que están relacionados con la dieta equilibrada, la vida físicamente activa, el mantenimiento del ciclo sueño-vigilia, el abandono del consumo de cualquier tipo de tóxico y el cuidado de la salud emocional.

La salud no es sólo algo que se tiene, sino que es algo de lo que se goza. Normalmente, cuando estamos sanos (“cuando no estamos enfermos”) “usamos” nuestra salud, sin darnos cuenta. En cambio, cuando enfermamos, sufrimos alguna lesión o padecemos algún tipo de trastorno psicológico como ansiedad o depresión, dejamos de “gozar” de salud.

El cuidado de la salud es fundamental para que el organismo se muestre bien y con buena vitalidad. Cada persona tiene su propio metabolismo, ya sea por genética, edad, estilo de vida, esto nos marca las pautas para saber que es lo que necesitamos, nosotros debemos de aprender a escuchar nuestro cuerpo, para poder darle lo que necesita en cada etapa de nuestras vidas. La enfermedad influye en la pérdida de calidad de vida, puede altera la forma de vivir y la de las personas que la rodean, familiares, amigos …no seguir un estilo de vida saludable puede aumentar el riesgo de padecer enfermedades.

Lo importante y lo que se quiere conseguir con el cuidado de la salud, fomentando hábitos de vida saludable es alargar la vida y asi poder vivir en mejores condiciones físicas y mentales en cada una de las etapas de nuestra vida, prestando más atención en la vejez.

Las fuentes de información que he utilizado han sido:

El artículo se llama La salud y los derechos humanos, el autor ha sido la organización de los derechos humanos: https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/human-rights-and-health,

El artículo se llama la actividad física:

https://www.sanitas.es/sanitas/seguros/es/particulares/biblioteca-de-salud/prevencion-salud/san041830wr.html

Wikipedia: https://es.wikipedia.org/wiki/Salud

El artículo se llama recomendaciones dietéticas y el autor es el centro médico ciudad jardín:https://www.centromedicociudadjardin.com/

10 Comentarios
  1. Daniel Molleda dice

    Muy buen trabajo Marta yo también lo voy a hacer de Salud y Bienestar y me gusta como redactas las definiciones

  2. Maruja dice

    Buen trabajo Marta. También instructivo

  3. Maite dice

    Me ha gustado mucho el articulo me parece muy interesante

  4. Carmen dice

    Artículo bien documentado. Muy interesante. Enhorabuena.

  5. Marta dice

    Me ha gustado mucho hacer este trabajo por qué además de aprender me he divertido buscando la información

  6. Carmen dice

    Me parece un artículo bien argumentado. Muy interesante

  7. Adriana dice

    Me ha gustado mucho porque esta bien redactado y completó 👍

    1. Antonio Oreña escribano dice

      Muy buenas compañera, un trabajo explendido y muy bien redactado, se noto que te informaste de muy buenas fuentes. Enhorabuena y espero que sigas así haciendo tan buenos trabajos. Muy buenas las personas que intentan hacer más grandes estos objetivos tan importantes. 👏👏👏👏👏👏👏👏👏👏👏👏👏👏👏

  8. Inés dice

    Gracias marta por esta información tan útil, enhorabuena!!

  9. Mauro dice

    Me gusta mucho el trabajo esta muy bien redactado y bien explicado. Sigue asi!!

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More