Sin blanca y sin navidad

0 624

Estas navidades, con la subida del euro tan repetida por los medios de comunicación, nos vamos a tener que apretar los bolsillos porque según las estadísticas nos gastamos unos 900 euros por persona en comidas, adornos, y en el juego de los Reyes Magos.

Dicen también sus excelencias las estadísticas, que cada vez hay más gente que celebra el Papa Noel. He de admitir, que los de Coca-Cola hicieron el anuncio del siglo, lo malo, para ellos, es que el 24 de diciembre no pusieran de moda (ya de paso) regalar “Coca-Colas”, sino que los regalos son un tanto más caros como por ejemplo los videojuegos. De hecho los videojuegos, los móviles, el IPOD, los mp3, etc. En fin, todo este sector tecnológico es el que más vende alcanzando el 60% de los regalos tanto de los Reyes como de Santa Claus. Otra curiosidad es que solamente 4 de cada 100 niños piden libros. La verdad es que es un tanto irónico que en la época en la que tenemos más información a nuestro alcance, en la que es más fácil su obtención y en la que tanto dinero se invierte, sirva para que muy pocas personas quieran aprender. Digo aprender porque al leer, aprendes.

En cuanto a la comida, los postres no tendrán impedimento alguno pero sí habrá problemas con los típicos pero caros primer y segundo plato. Con esto me refiero al marisco, cuyo precio subirá un 30% en gambas, langostinos, cigalas, etc. E incluso alcanzará un 200% en los percebes y en el bogavante. También se han encarecido escandalosamente las angulas que rondan los 1000 € el kilo.

Podemos decir que la definición de Navidad como tiempo de paz, calma y amor, está desfasado. De hecho, en esto último, sus excelencias las estadísticas nos vuelven a mostrar una realidad un tanto desconcertante. Resulta que la Navidad es la época más conflictiva entre las parejas y que muchas veces llevan a la separación. Muchos de ellos admiten que es por malas relaciones con el suegro, el cuñado, etc. Y que estar todos juntos en una misma casa durante quince días es insufrible. Otros esperan a Navidad a ver como sale, y si sale mal ya tienen la excusa perfecta para no tener que regalar.

Así que, como no nos sirve la definición anterior para describir ésta época maravillosa nos debemos preguntar: ¿Qué es la Navidad? ¿Una época de regalos, comidas y villancicos? ¿Calles iluminadas? ¿O es algo más?

Sí, lo es. No digo el nacimiento de Jesús, porque al fin y al cabo todos (me incluyo) nos olvidamos de él sin mencionarle más que al cantar villancicos. Única tradición que sale gratis, ya que la lotería, sigue en auge. He aquí otra razón que nos indica que en Navidad es cuando abrimos la hucha. De hecho se juegan 185 Series de 85.000 Números, es decir 15.725.000 billetes, con 157.250.000 décimos de 20 Euros que suponen una emisión por un importe de 3.145.000.000 de Euros. Cierto es, que una parte de la recaudación será empleada como donativo para los más necesitados. Así pues me siento orgullosa de que entre todo este materialismo con cubierta de cuento, haya un verdadero sentimiento navideño.

Por último, he aquí unos sencillos consejos para sobrevivir económicamente (espiritualmente, no puedo hacer nada).

-Planificar las compras con mucha antelación. Cada vez hay más personas que lo hacen. Esto les permite ahorrar, según cálculos, hasta un 30% de gasto que pueden emplear, por ejemplo, en las rebajas de enero.

-Hacer menús originales. Si el besugo, cordero, pavo… están caros hay excelentes alternativas. Sorprenda a su familia. Las tradiciones son buenas pero en este caso son caras.

-Por último, si son familia numerosa, hagan el “amigo invisible” y así todos salen contentos y con el bolsillo algo más lleno.

Feliz Navidad ����

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More