Mares de China

0 113

Si hay algo que la pandemia no ha frenado es la geopolítica.

Nos encontramos en este preciso momento en la Costa de China. El Mar de China meridional es una de las regiones más disputadas en la actualidad y les voy a informar el porqué de esto.

China reclama soberanía sobre la mayor parte de estas aguas del Océano Pacífico, que son cable para el transporte marítimo internacional. Se trata de un viejo conflicto, pero en los últimos años las tensiones han aumentado. La zona en cuestión se ha convertido en un foco de tensión que amenaza con desestabilizar la región y a su vez al mundo entero.

Ahora sí, ¿Qué esta en juego y quiénes están involucrados?

Este mar de china meridional a veces denominado también mar del sur de china, es una vía de paso indispensable entre el océano índico y el pacífico. Una media de un tercio del transporte marítimo global pasa exactamente por aquí. Como era de esperar, las rutas comerciales que hacen uso de esta vía mueven una barbaridad de dinero impresionante, hablamos de trillones de dólares al año. Se piensa o más bien se cree, que hay unas inmensas reservas de gas, petróleo y una gran cantidad de pesca por debajo estas aguas.

Hay dos grandes tramos de islas que concentran los mayores reclamos territoriales de toda esta historia, las islas Spratly y Paracel. En este movimiento de reclamos entran en juego, China, Vietnam, Taiwán, Filipinas, Brunéi y Malasia, estos no solo exigen soberanía sobre los territorios, hoy exigen además sus zonas económicas exclusivas. Pero nuestra protagonista China no lo ve así, y reclama casi el 90% del espacio de estas aguas. Por si no fuera suficiente también Estados Unidos está involucrado en este lío ya que exige su derecho de navegar con total libertad por las aguas internacionales.

¿Qué está China haciendo al respecto de esto? Os preguntaréis.

Bueno pues el argumento de China se apoya en una reclamación histórica. El gobierno de la capital (Pekín) afirma que el derecho que poseen sobre estas aguas se remonta hacia unos varios siglos atrás. Y que las islas que previamente hemos mencionado, Spratly y Paracel, llamadas en aquella época Shisha y Nansha respectivamente, eran consideradas una parte integral del país. Pero lamentablemente para los chinos, en el 2016 un tribunal de la convención de las naciones unidas sobre el derecho del mar anuló el reclamo histórico chino dentro de esa línea de territorios y clasificó muchas de esas islas como simples rocas.

Pero, ¿qué tiene que ver Estados Unidos en todo esto?

Aunque el país no esté vinculado directamente con esta disputa, en los últimos años ha estado enviando barcos de guerra a la zona. El gobierno estadounidense afirma que es para promover su derecho de navegar libremente, pero todo esto como podréis imaginar no resultó del todo agradable para el estado de Pekín.

Al igual que Estados Unidos, China por su parte ha aumentado su número de ejercicios militares por toda la zona, cosa que ha generado un cierto nerviosismo. A este movimiento por parte de los chinos, Estados Unidos respondió: “el liderazgo estadounidense debe responder ante este nuevo momento de creciente autoritarismo, incluida la creciente ambición de China, para rivalizar a Estados Unidos” Mientras los dos países se acusan mutuamente, las naciones con reclamos se quedan en aguas turbulentas tratando de defenderse.

BIBLIOGRAFÍA:

https://www.ieee.es/Galerias/fichero/docs_opinion/2021/DIEEEO110_2021_MERPER_China.pdf (La disputa por el índo-pacífico, escrito por Meritxell Perelló Pinto)

https://www.redalyc.org/journal/4337/433747298001/movil/ (Tensiones en el mar de china meridional, escrito por Ulises Granados Quiroz)

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More