La energía está en las algas

0

Como ya sabemos hay dos tipos de energías: las renovables y las no renovables, algunos ejemplos de las energías renovables son las turbinas eólicas, los paneles solares o los biocombustibles y de las no renovables son el carbón o el petróleo no hay que utilizar en exceso, debido a que no son infinitas, por lo que hay que utilizar más las renovables.

Uno de esos biocombustibles son las algas, sí las algas que todos conocemos,  las que se encuentran en un estanque, flotando por el mar o también pegada en alguna roca  que nos fastidian mucho porque nos resbalamos con ellas, bueno el caso es que son capaces de trasformar la luz del sol en energía como por ejemplo para un reloj. La mayoría de las algas concentran está energía en forma de óleo natural, debido a esto y a la  calidad adecuada, las algas pueden producir mucha cantidad de óleo que se puede utilizar como biocombustible. También son una forma de conseguir energía muy colaborativa con el medioambiente debido a que como son una especie de plantas hacen la fotosíntesis por lo que usan el dióxido de carbono de la atmósfera, al igual que a otros tipos de plantas como los arboles les convierte en “filtros de aire naturales”. Por esta razón los científicos colocan plantaciones de algas cerca de las fábricas para eliminar las emisiones de carbono que dañan el ecosistema, pero para arreglar el daño que se ha hecho haría falta plantaciones inmensas de algas. Muchas de estas plantaciones están produciéndose en la región asiática porque allí se dan las condiciones ideales para su hábitat que son: “temperaturas medias o cálidas, alta humedad, muchas horas de sol y acceso al mar”. Debido a su rendimiento la ciencia está intentando encontrar una forma de hacerlas aún más eficientes de lo que son. Las algas son seres vivos fotosintéticos como algunas bacterias, estas usan la energía del sol para producir materia orgánica a partir del dióxido de carbono de la atmósfera y del agua. Las microalgas son normalmente más convenientes para transformar la energía solar en lípidos que en el futuro serán convertidos en biocombustibles.

Las microalgas no utilizan las tierras agrícolas ni la producción de los alimentos lo que  disminuye el impacto medioambiental de los biocarburantes hechos a partir de plantas de la tierra. No obstante se tiene que seguir aumentando la calidad de:” los procesos de la selección de cepas con los mayores rendimientos, el modo de cultivos y la extracción de triglicéridos”, su empleo tiene increíbles ventajas como:

  • Las microalgas pueden hacer treinta veces la ración de aceites por unidad superficial de la tierra, en relación con los cultivos de vegetales oleaginosas de la tierra.
  • Mas lubricidad, mejor ignición, con perseverancia en el medioambiente y menos riesgo de que explote.
  • La pulpa de las algas después de la extracción de los óleos pueden ser utilizados en las industrias de alimentos y para medicamentos porque tiene esteroles que se pueden utilizar en el crecimiento de hormonas.

De momento  se dice que tiene el potencial eléctrico capaz de cargar elementos pequeños como un reloj o una pila pequeña, es decir que se pueden hacer baterías de combustible, por esta razón la Universidad de Cambridge está trabajando para mejorar estos resultados y poder cargar elementos con mayor demanda energética.

Hay varios científicos y diseñadores que se están agrupando para diseñar tipos de paneles de algas biofotovoltáicos para ponerlos en las en techo o tejado de las casas, pisos y edificios,  también están diseñando una especie de mástiles solares en los que habrían algas por dentro ya que se reproducen muy rápido, lo que hacen es captar la energía solar de forma continua y con ello estarían generando energía eléctrica, los científicos también proponen hacer una “planta de energía de alta mar”, siendo posible generar más de seis vatios por metro cuadrado, con esta energía se podría alimentar a un edificio pequeño. Por último hicieron otro prototipo de “mástiles gigantes biofotovoltaicos” que estarían llenos de algas y los mástiles recogerían agua de la lluvia para que puedan funcionar.

En mi opinión creo que es una buena forma de conseguir energía ya que es beneficioso para el medioambiente pero todavía está en una fase muy temprana de su desarrollo debido a que debe mejorar su eficiencia.

BIBLIOGRAFIA:

  • Biodisol por Fernando Olmedo, hecho el 9 de octubre de 2020.
  • Blogbvelearning por El Equipo de Bureau Veritas Centro Universitario, publicado el 30 de marzo de 2017.
  • Ecosia por Fabiola, publicado el 29 de octubre de 2007.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More