Iraq tras la guerra

0 3

Hoy ojeando el periódico leí que el pasado 18 de octubre murió Colin Powell, y me pregunte quien era ese hombre. Y supe que fue el general más joven de su generación y el primer afroamericano  en llegar a los peldaños más altos del poder militar estadounidense. Este hombre lo que hizo fue comandar las fuerzas miliares de muchos países, entre ellos España en la guerra contra Irak, que comenzó el 20 de marzo de 2003 cuando una coalición de varios países encabezados por Estados Unidos que invadieron Irak y finalizó el 18 de diciembre de 2011. La guerra empezó por la información que partió de la CIA  de que Irak tenía armas de destrucción masiva y de colaborar con el terrorismo. La guerra produjo el derrocamiento y ejecución del presidente iraquí Sadam Huseín, y por mucho que se buscaron las armas de destrucción masiva nunca fueron encontradas. Con el vacío de poder lo único que se consiguió fue dejar a un país muy inestable políticamente y en manos de grupos terroristas armados. Los muertos por parte de la coalición fueron alrededor de 5000 soldados muertos y por parte de los iraquíes entre civiles y militares las cifras varían entre 30000 y 40000. Con gran destrucción del tejido social e industrial. En conclusión que Estados Unidos y varios países más hicieron una guerra para al final no tener ningún resultado de ella y dejar a los iraquíes un país muy inestable tras la guerra

Nada más poner un pie en Bagdad (capital de Irak) ya sentía en el ambiente el olor a pobreza y desesperación. Años después de la caída del gobierno islámico (EI) Irak está inmersa en una grave crisis policía social y económica. Al salir del aeropuerto lo primero en lo que me fije fue en que todo estaba lleno de coches y polución y también había muchos edificios y carreteras destruidos (caos humano y circulatorio), muchos niños y mujeres mendigando (que posiblemente fuesen huérfanos y viudas de la guerra) desplazados de sus lugares de origen por los terroristas y señores de la guerra. Obligados a mal vivir en las calles de las ya de por si abarrotada Bagdad. Las mujeres que han perdido todos sus derechos y que han sido obligadas a cumplir la ley de la antigua de la sharía en la que ven muy limitados todos sus derechos, que las mujeres occidentales tienen. Para enterarme mejor entrevisté a varias personas de la zona. Para ello utilicé los servicios de un universitario que me servía de traductor y de guía.

El primer entrevistado no quiso identificarse, me dijo que formó parte de las fuerzas aliadas como informador y punta de lanza en las avanzadillas de las fuerzas aliadas contra el estado islámico, que estaba harto de ver tanta sangre de muerte y destrucción. Y que no distinguía que su país avanzara hacia un futuro seguro, y que echaba de menos a Sadam Huseín

Después entreviste a Aanisa, una mujer de una edad imprecisa por lo avejentado de su rostro y que estaba mendigando. Me dijo que era viuda y que su marido había muerto en la guerra muerto por los disparos de la alianza o al menos eso la dijeron, después de eso estuvo trabajando como asistenta de los soldados y que después de su retirada se encontró rodeada de talibanes que la acusaban de traición y tubo que huir para mal vivir de la mendicidad en Bagdad. En sus ojos se distinguía dolor, angustia, soledad y desesperación. Entonces antes de irme dejé en su regazo todo lo que tenía de valor y me alejé sin mirar aras con un gran dolor.

El siguiente fue un talibán que tampoco quiso identificarse, se había afeitado la barba para pasar desapercibido y sus modales eran suaves, pero cuando le pregunte sobre la situación actual en la que se encontraban la sociedad, sus palabras se volvieron duras como piedras y me habló con mucho desprecio hacia las mujeres y políticos, y que estaban esperando el regreso de los seguidores de Bin Laden para volver a poner orden en el mundo árabe. Lo que él entiende por orden nosotros lo entendemos por barbarie.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More