En el Museo Marítimo de Cantabria

0 520

Hoy visitamos el MMC en Santander, y entrevistamos a su director actual, Gerardo García en su despacho del Museo.Don Gerardo escogió estudiar biología marina porque fue un tema vocacional, dado que desde pequeño le gustaban los animales, más tarde, durante los comienzos de su carrera, empezó a estrechar una relación con la mar y los animales marinos. Empezó a trabajar como colaborador externo del Museo marítimo, en  el cual le encargaban trabajos, y tras trabajar allí una temporada, salió una plaza por oposición de biólogo, a la que decidió presentarse y, finalmente, sacó la plaza.Realmente el puesto de director del MMC es una plaza administrativa y no hace falta un título de biólogo, ya que solo hace falta que sea un licenciado, por lo cual podría haber sido en derecho, en  historia o en biología. Su anterior trabajo, como Director y Conservador de Biología, si que requería que tuviera ese tipo de certificado. Sobre el puesto de director del MMC recaen todas las responsabilidades y los temas administrativos, en la ley de museos de Cantabria se recogen todas estas, entre las que están; la obligación de proteger, divulgar y preservar el patrimonio del museo que, también, es obligación del personal del museo.El Museo ha supuesto un gran aumento en el patrimonio de Cantabria y, también, un aumento del turismo, además probablemente hay mucha más gente fuera de Cantabria que conozca este Museo.  Su cierre supondría un gran  declive en cuanto al turismo extranjero en Cantabria, su cierre, además, provocaría un gran problema hacia la conservación del patrimonio.La crisis está afectando de una forma diferente al Museo por la bajada de visitas escolares pero, al contrario, los grupos de adultos han aumentado, “con lo cual, lo comido por lo servido”; hay un gran cambio de tipología de público.En el MMC hay más de 180 especies de plantas vivas y unas 1500 muertas, de las cuales, la favorita de este biólogo es un pequeño coral amarillo del mar del cantábrico. No ha habido consecuencias muy graves en cuestión al cambio climático, pero se sabe que van a ir apareciendo cada vez más especies de ámbito tropical, debido a los cambios de corrientes, y las de agua fría quedarán desplazadas. Va a cambiar, además, el nivel del mar y la estructura de las playas. Durante toda la historia se han producido cambios climáticos naturales enormes, como las glaciaciones, pero, cuando estos cambios son producidos por el hombre de forma artificial, no son tan aceptados por los ecosistemas.El coste de los esqueletos es determinado por el tamaño de estos, además de las horas trabajadas para prepararlo, como por ejemplo, el coste de la última ballena varada en Oriñon que sin contar los sueldos, el coste ascendió a 7 millones de pesetas. El proceso es, muy complejo, puesto que, para prepararla, hay que quitar toda la carne y, acto seguido, someter al esqueleto a unos procesos químicos; tras esto el esqueleto se blanquea.En el Museo además de los peces podemos encontrar una sección de historia natural, otra de historia de la navegación y otra de la evolución de la pesca.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More