“El testamento armenio”

1 2.312

“El Testamento Armenio” es un libro de Gonzalo Hernández Guarch editado por Almuzara.   

A finales del siglo XIX Henry de Latour, periodista de L’Aurore, forma parte de una delegación diplomática francesa al corazón del Imperio Otomano, para descubrir qué está ocurriendo a los cristianos armenios .Allí se hace amigo de Hovhannes Ohanian y George Ghazarian, le invitan a reuniones con otros armenios donde conoce el sufrimiento de su pueblo infringido por los corruptos turcos (el sultán Abdul Hamid, un hombre muy vicioso y vago; los visires y el partido “Jóvenes Turcos”). No les admiten en el Imperio Otomano, aunque ellos vivían allí mucho antes de que llegaran unas tribus salvajes de Mongolia que luego se convertirían en turcos. Para pagar todos los vicios del sultán y lo robado, implantan elevadísimos impuestos a cambio del derecho a vivir en su propia tierra pero aún así éste no está garantizado porque los armenios son muy cultos, emprendedores, trabajadores y pacíficos y los turcos no, así que los esclavizan”. Se sienten abandonados por las potencias mundiales (Francia, Alemania, Gran Bretaña y EE.UU), que no quieren enfrentarse a los turcos para no entorpecer sus políticas expansionistas, facilitando el segundo genocidio más grande de la Historia: “La matanza indiscriminada y metódica a lo largo y ancho del Imperio Otomano, dirigido por el odio religioso contra el pueblo cristiano armenio, llevado a cabo por la musulmana Turquía y con el apoyo logístico y militar de la cristiana Alemania de Bismarck y Guillermo II, con el único objeto de su aniquilación total. Henry viaja por el país y es atacado por unos bandidos kurdos, pero consigue salvar su vida y la del persa Mohammed Ziya.

La política de exterminación ha comenzado en algunas ciudades pero los que viven en Constantinopla no lo creen. Los armenios de esas ciudades se niegan a pagar los abusivos impuestos y el sultán envía al ejército incendiarlas y matar a más de 100.000 inocentes, utilizando la política de “tierra quemada”.

Poco después su madre muere y vuelve a Paris a trabajar de redactor jefe y descubre que el gobierno turco paga a los periódicos y revistas franceses para que cuenten que los armenios son unos terroristas. En una fiesta en Nueva York, coincide con George Ghazarian, su amigo armenio, quien le presenta a Grigor Broshian, un periodista, al que ofrece trabajo de corresponsal en Turquía y acepta.

 Clemenceau, presidente de Francia y Jean Carnot, jefe de los Servicios Secretos franceses, le ofrecen volver a trabajar en la embajada en Turquía. En sus fiestas conoce a los artífices, junto al sultán, de la campaña de odio hacia los armenios: el doctor Shakir, para quien los cristianos no tienen cabida en el imperio y, o se van o les matan; y Zia Gokalp que crea una milicia con la ayuda de Gran Bretaña para matar armenios porque, según él, son pro-rusos.

 En una reunión diplomática habla con Talib Bey, quien le invita a una cena donde conoce a Rita Agopian, una mujer casada con la que tiene un breve romance. Esa noche ve cómo armenios son atacados por un grupo de presos indultados por el sultán para que les asesinen. Maritza, una joven armenia, le ayuda a salvar su vida.

Los armenios convocan una manifestación pacífica el 30 de septiembre de 1895 a la que asiste el FRA y son asesinados miles; esto es conocido como “La Masacre de Constantinopla”. A la desesperada, el FRA asalta el Banco Otomano para hacer público mundialmente su sufrimiento. El sultán ordena matarlos, pero Rusia intercede y salvan sus vidas.

Los turcos sospechan de Henry y huye acompañado de Maritza a Paris donde se casan, nace Eduard y es nombrado Cónsul Honorario. Hagop Sarkissian, un financiero armenio que vive en Paris, le invita a una reunión de la resistencia, y en ella el FRA se escinde debido a que una facción (la de Broshian) confía en la Ittihad (partido de “Jóvenes Turcos”) y otra no.

El problema llega a Constantinopla, en una noche detienen y asesinan a miles de armenios notables: políticos, científicos, empresarios, intelectuales, profesores, médicos, etc; expropian sus posesiones. Mujeres, niños y ancianos fueron asesinados o abandonados en el desierto de Siria para que murieran por inanición, enfermedades o deshidratación.

Maritza muere y los Archiduques son asesinados en Sarajevo, empieza la I Guerra Mundial, y decide volver a Paris para cuidar a su hijo Edouard. Le envía a NY para evitar que se radicalice, pero éste se une a la resistencia armenia y viaja a Turquía. Cuando recibe una carta de Rita Agopian contándole que él tiene una hija (Sofía), Henry decide volver a Turquía ayudado por Talil Bey y Ziya, pero es localizado por los servicios secretos turcos. Broshian le ayuda a escapar. Rita y Eduard han muerto y Sofía ha sido ofrecida por los turcos a un alemán.

Vuelve a Paris y un día recibe una llamada de Talil Bey contándole que está en el portal de su casa con alguien que quizás quiera conocer: Sofía Agopian, su hija.

La historia se desarrolla desde finales del siglo XIX, durante la política expansionista de los países europeos hasta el final de la I Guerra Mundial.

Gran Bretaña No quería que el imperio fuera fraccionado porque era un mercado muy grande y necesitaba una vía segura de acceso a Mesopotamia y la India.

Francia recuperar el dinero que habían prestado al Imperio Otomano.

Alemania aspiraba a quitarle la hegemonía a Francia y obtener un “Lebensraum” (espacio vital, por el que debía disponer del suficiente espacio para atender las necesidades del país). Creía

Que el Asia Central y la Europa del Este eran el centro estratégico del planeta (corazón del mundo), y, quien dominara esa región dominaría el mundo.

Rusia:

Estados Unidos: querían el petróleo de Mesopotamia. Así que no querían molestar a Turquía, pues era el puente por donde pasarlo.

En resumen, al final de la I Guerra Mundial se hizo público uno de los mayores crímenes cometidos contra la Humanidad, que se saldó con una cifra de más de 3 millones inocentes armenios asesinados cruelmente: hombres, mujeres y niños. Turquía sigue sin reconocer sus crímenes, lo que le aleja definitivamente de sus pretensiones de formar parte de la UE. 

Imagen rtve.es

1 comentario
  1. Sandra dice

    Espectacular… Me ha encantado.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More