El rey Midas

2 48

El rey Midas, aunque ya pereció hace miles de años, sus mitos y leyendas nos siguen llevando a intentar descubrir algo más de él. Cada vez que se habla algo de Midas siempre esta relacionado con el oro, pero ¿por qué?

En torno al año 740 antes de Cristo, un niño nacía, el hijo del rey de Frigia, el niño fue llamado Midas. A medida que crecía y pasaba su juventud y adolescencia, se veía que sería un gran rey.

De hecho, cuando acabo el reinado de su padre, Gordias, Midas empezó a reinar y se considera que el reinado de Midas como los mejores tiempos de Frigia en la que conquistó todo el terreno que se expandía hacia el este hasta llegar a la frontera con Uratu. Lo que consiguió con esto Midas, fue hacerse el dueño de una gran parte de Asia menor y fomentar el comercio con grandes compradores y vendedores Asirios generalmente de la parte de Uratu. Además de que Midas fue el primer rey que no era griego y que mandaba un regalo al Santuario de Deflos.

Aunque la buena fortuna de Midas y su buen reinado no tardo mucho tiempo en fastidiarse.

A la vez que su reinado tenía cosas buenas, también tenía sus cosas malas. Y es que a lo largo de los años, Midas se creó muchos enemigos, los que al final acabarían con su vida de lujo y poderío.

Sus principales enemigos eran Sargón II, un tremendo líder asirio que logró que Midas le mandara a él una embajada declarándose vasallo. Después de varias peleas y guerrillas contra Sargón, ahora les tocaba el turno a los cimerios, los que realizaron varios ataques e invasiones hasta que consiguieron conquistar la capital Gardio y por culpa de la tradición, Midas se tuvo que suicidar. Así terminó la buena época de Frigia.

Los griegos metieron a Midas en su mitología, era el rey de Frigia, su padre era Gordias y tenía una hija que se llamaba Zoe. Se supone que “cuando Midas era niño, una adivina le había predicho que conseguiría poseer una gran riqueza” (fuente: recuerdosdepandora.com). Después  de que la adivina le dijese eso, Midas durante toda su juventud tuvo en la cabeza las palabras de la adivina. El rey Midas al final consiguió muchísima riqueza y poderío, convirtiéndose en uno de los mejores reyes de toda la época. Lo malo de esto es que Midas era cada vez más avaricioso.

Hubo un día en el que Sileno, un muy buen amigo del dios Dionisio, anduvo por las calles de Frigia bien borracho, acabando en un patio de rosas propiedad del rey Midas. Al día siguiente, los jardineros lo vieron desparramado sobre los rosales, lo que al final le llevo ante la presencia del rey Midas. Cuando Sileno se encontró delante de Midas, le empezó a contar todo tipo de historias de grandes y lejanos imperios, continentes y países. Al escuchar esto, Midas le invitó a quedarse como invitado.

Tras 7 días como huésped, Sileno volvió con su amigo el dios Dionisio, y le contó lo bien que le trato Midas, Dionisio para recompensarle le dijo que tendría un único deseo, el que él quisiera.

Este por la avaricioso que era dijo “mi deseo es que todo lo que toque se convierta en oro”. Y así fue, Como cuenta la leyenda Midas toco una rama de árbol partida del suelo y se convirtió en el oro más reluciente que había visto nunca.

Aunque todo lo bueno llega a su fin, cuando el gran rey Midas quiso celebrar con toda la gente de palacio el sueño del rey que se hizo realidad, Midas se quiso llevar un trozo de pan a la boca y comérselo se convirtió en oro, más tarde quiso beber agua, y se le solidificó en la boca. Todo lo que tocaba, incluso con la boca se convertía en oro.

Midas, ya harto de su deseo y hambriento por no poder comer nada, el gran rey dorado estuvo orando a Dionisio para que le quitase ese poder que le concedió y que al final se convirtió en una pesadilla para él. El dios Dionisio se apiadó de Midas y le dijo: “ Ve a la montaña en busca de un río llamado Pactolo”, allí se tendría que lavar la cabeza y se habría desecho de su poder.

Así hizo Midas, quien cuando acabo de desprenderse de su mal deseo, se retiró a los profundos bosques muy lejos de todas las demás personas y no se supo nada más de él.

BIBLIOGRAFÍA O FUENTES BIBLIOGRÁFICAS:

1. “Wikipedia Midas”, por sero-bot, publicado el 10 de mayo del 2000 en Wikipedia.

ENLACE- https://es.wikipedia.org/wiki/Midas

2. “Midas, el oro y la maldición de la avaricia”, por Milhaud, publicado el 11 de mayo de 2010 en

Recuerdos de Pandora.

ENLACE- https://recuerdosdepandora.com/mitos/midas-el-oro-y-la-maldicion-de-la-avaricia/

3. “¿Quién fue el rey Midas?”, por CULTURAOCIO294, publicado el 5 de enero de 2019 en cultura

y ocio.

ENLAVE- https://www.culturaocio.com/tv/noticia-quien-fue-rey-midas-mito-inspira-favoritos-midas-serie-netflix-explicado-20201115220134.html

4. “Ni rastro de la tumba del rey Midas”, por Belén Romero, publicado el 5 de enero de 2019 en la

vanguardia.

2 Comentarios
  1. ANA dice

    Un gran trabajo Antonio.
    Nos has relatado la historia de forma muy interesante.
    Enhorabuena!!!!

  2. Rosa dice

    Un trabajo interesante y que nos aporta muchos datos sobre un personaje bastante desconocido, al menos para mi. Enhorabuena Antonio.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More