El fenómeno del botellón

20 241

Los inicios del botellón en España se sitúan sobre octubre de 1991. Los primeros problemas con el botellón surgieron en Cáceres, una ciudad de Extremadura (España). Después de que la gobernadora civil, Alicia Izaguirre, decidiera adelantar el horario de cierre de los bares, provocando con ello que los jóvenes empezaran a beber en grupo, en lugares públicos, haciéndose del producto a precios más baratos, sin tener control ninguno, ya que, cualquier menor podía hacerse a ello con total facilidad.

El consumo de alcohol por los jóvenes en vía pública (muchos de ellos menores de edad) es uno de los grandes problemas que España no logra frenar, sin que exista por parte de la administración ninguna política firme y seria en ese sentido, pese a que las situación se repite cada día, hasta el punto de contemplarla sin rubor, como algo natural.

Decenas de jóvenes sentados alrededor de botellas de alcohol, suciedad, ruido e inseguridad son las consecuencias de este fenómeno que está afectando muy negativamente al país, no sólo por la imagen que representa para el resto de países  vecinos, con la consiguiente llamada de un perfil de turistas que agravan aquéllas consecuencias, impidiendo que España pueda beneficiarse del sector turístico, de vital importancia para su economía, atendiendo a su inigualable y diverso atractivo paisajístico y gastronómico,  sino y no por ello tan o más importante, porque se trata de una práctica generalizada en una generación que en un alto porcentaje lo ha adoptado como única actividad a la que destinar su tiempo de ocio. ¿Dónde quedó quedar con los amigos para jugar un partido de fútbol, de tenis o cualquier otro deporte?¿o simplemente ir al cine?

En no pocas ocasiones durante los últimos meses, hemos escuchado que tras la situación vivida por la pandemia Covid-19, los planteamientos de los ciudadanos han cambiado, así como su orden de prioridades, pero sin embargo, la realidad de la que hablamos, demuestra que al menos los más jóvenes han dado un gigante paso para atrás, pues la libertad tan añorada durante largos meses, la están empleando en cosechar lo que para muchos será una adicción que de una manera u otra les determinará el resto de sus vidas, y desde luego negativamente. Eso sin contar con la libertad de la que privan al resto de población, que por miedo deja de caminar por el parque que le vio crecer, o de llevar a sus hijos a primera hora de la mañana a una playa para evitar que se corte un pie al pisar la arena o se meta a la boca una colilla de un cigarro.

Ahora, sin esperar un solo instante más, es el momento para exigir a los  poderes públicos, a quien parte de esa generación les está dando a cambio de nada su voto, tomen decisiones que consigan cambiar el rumbo, incentivando otras formas de ocio acordes con la evolución que se espera y supone de esta era, y que a la larga sean mucho más beneficiosas, que sentir la necesidad de beber o anhelar hacerlo todos los días como única opción para divertirse.

En mi opinión los botellones hacen daño tanto a los jóvenes que consumen el alcohol como a todo el país ya que le quita mucha importancia a los lugares turísticos y a la gastronomía que son dos de las cosas que hacen bello a este país.

20 Comentarios
  1. Guadalupe dice

    Me parece una reflexión muy acertada sobre todo para un niño de su edad,le doy mi enhorabuena

  2. Pilar dice

    Me parece estupendo este articulo y que se informe a los alumnos bravo

  3. Ana Zornoza dice

    Completamente de acuerdo con el artículo, ojalá pensarán muchos como el que lo ha escrito.

  4. MEZP dice

    Estoy de acuerdo con lo publicado, va siendo hora que esto se regularice y toda la sociedad se lo tome en serio. Se hace mucho daño a las personas y los paisajes.👍🏼👍🏼

  5. Itziar dice

    Enhorabuena por la gran descripción de una situación tan real y tan decadente
    Ojalá todos los jóvenes lo vieran tan claro

  6. Pilo dice

    Buen artículo. Es fundamental frenar esta práctica habitual (sobre todo entre los más jóvenes) educándoles desde casa hasta el colegio. Si las multas fueran reales se lo tomarían en serio, padres e hijos.

  7. JICZ dice

    Gran reflexión!!

  8. CARMEN dice

    Buena reflexión , contenido de calidad.

  9. Tito dice

    Un buen análisis de un fenómeno a seguir y con consecuencias perjudiciales.

  10. Patricia dice

    Buen articulo

  11. AZC dice

    Muy buen artículo, estoy totalmente de acuerdo.
    Ojalá se diesen cuenta que hay muchas cosas interesantes más allá del botellón, como por ejemplo la cultura y el deporte, que pueden llegar a ser sectores muy interesantes y entretenidos y permiten compartir con amigos todos esos momentos que se pierden haciendo botellón.
    Da gusto leer este tipo de publicaciones donde se anima a buscar alternativas a este tipo de ocio, enhorabuena!

  12. Patricia dice

    Buena visión de un problema de los jóvenes de hoy

  13. Cristina dice

    Buen artículo

  14. Carolina Pelayo Diaz dice

    Me parece importante que hayas tratadot este tema y que ayude a los jóvenes a flexionar sobre el perjuicio y daño que generan hacer este tipo de reniones en la calle.
    Buen trabajo Juan!🤗

  15. Cristina dice

    Buena reflexión Juan!y buena iniciativa por parte del colegio este tipo de actividad, todo suma.

  16. Lucia dice

    Un gran artículo.
    Enhorabuena!

  17. Juan C. Aspiunza dice

    Buen tema para reflexionar…
    Es fundamental que haya alternativas de ocio atractivas para jóvenes y un tema fundamental: el deporte.
    El que se apasiona por un deporte o varios, se convence de lo incompatible que es con los excesos.
    Y no confundir: la fiesta, la juerga es importante cuando toca! Y se puede disfrutar, de hecho se disfruta más sobrio, consciente y disfrutando enterándote de todo.
    Además, ver teatro, ir al cine, ir a un concierto te gustará más si lo pillas todo!
    Buen artículo… repito, para reflexionar

  18. PZ dice

    Es muy triste que si no bebes “te aburres”, el alcohol quita libertad pues no eres tu pues modifica el comportamiento, así como deteriora el cerebro a la larga, habría que hacer un plan de ocio para los más jóvenes ,buscar alternativas etc,pues cuanto antes se empieza a beber,mayor será la adicción ,modificando comportamientos y llevando al fracaso escolar,con lo que perjudica el futuro. Interesante artículo

  19. Pilar dice

    Me parece un trabajo bien realizado ,informativo,yo añadiria los efectos secundarios que conlleva hacer botellon,muy bien documentado

  20. Gabriela dice

    Un trabajo muy bien hecho Felicidades !

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More