El alto precio de la Paz

3 602

En 2015, todas las naciones integradas en la Organización de las Naciones Unidas (ONU) se reunieron con el objetivo de reconducir la globalización en la “Agenda de 2030”. Según Fernando García Sánchez la finalidad de esta agenda es mejorar las condiciones de vida en el mundo, no dejar a nadie descolgado para que no haya grandes diferencias entre los países desarrollados y los que se encuentran en vías de desarrollo, y hacer que todo el mundo se involucre para luchar por el futuro del planeta, especialmente los jóvenes[1].

Para ello se crearon los “Objetivos de Desarrollo Sostenible” (ODS): los ODS son 17 objetivos de desarrollo sostenible relacionados con temas complejos y serios que afectan al mundo entero, como la pobreza, el hambre, la violencia, la igualdad, cambio climático, la salud, educación, la industria, el trabajo, el diseño de las ciudades, los ecosistemas o la producción y el consumo. Para conseguir alcanzar estos objetivos todas las naciones de la ONU se comprometieron a cumplirlos entre los años 2015 y 2030. Esto no es algo fácil de conseguir porque no es obligatorio. Por ejemplo, si hay una nación que piensa que cumpliendo alguno de estos objetivos su desarrollo se va a ver afectado, puede decidir no cumplirlos y no será sancionado por ello, como así lo explica Sanahuja[2]. Todo depende del esfuerzo, la buena voluntad, responsabilidad y compromiso de los que gobiernan estas naciones con el mundo global en el que vivimos.

Dentro de los 17 objetivos creo el número 16 es el más importante: “Paz, Justicia e Instituciones sólidas”. Con este objetivo se busca, “Promover sociedades pacíficas e inclusivas para el desarrollo sostenible, facilitar el acceso a la justicia para todos y construir a todos los niveles instituciones eficaces e inclusivas que rindan cuentas”[3].

Voy a explicar porque este objetivo es el más importante para mí. Aunque no lo sintamos cerca y no sepamos mucho de ello, hay muchas zonas y muchas personas que sufren guerras, violencia e injusticias. En estos lugares sin paz, sin justicia y sin instituciones sólidas, ninguno de los otros objetivos, como la igualdad, acabar con el hambre, la pobreza, dar educación a todos, o cuidar la salud de todos, se pueden cumplir. Por esta razón creo que este objetivo sería el primero para que muchos otros se puedan cumplir.

José Antonio Sanahuja dice en su artículo que las medidas políticas, diplomáticas y militares tradicionales que se han llevado a cabo hasta ahora para acabar con la violencia, las injusticias y la corrupción de las instituciones han sido “inadecuadas, insuficientes y contraproducentes”, por lo que hay que “buscar nuevas formas para acabar con ellas”[4]. Y esto es lo que se quiere conseguir con las 10-11 metas que se propusieron en el ODS 16. Ojalá algo se consiga, porque son muchos seres humanos muertos o afectados por las “guerras, homicidios, la violencia sexual, el tráfico de personas, los abusos, la explotación la tortura, la corrupción, las amenazas, la libertad de expresión, la violación de los derechos del hombre o las desigualdades”[5]

Con todo esto, está claro que este es un objetivo muy serio que nos habla de una realidad violenta y muy dura que afecta y hace sufrir a millones seres humanos. Este horrible realidad se podría cambiar controlando el comercio de armas y el dinero ilícito, procedente de negocios al margen de la ley, como el tráfico de drogas o personas. Por ello, de todas las metas del objetivo 16, la meta 4 (“…reducir significativamente las corrientes financieras y de armas ilícitas…”), como explica Tascioni[6], parece la más importante pero también la más difícil de conseguir. Y es difícil porque hay países que ganan mucho dinero con el comercio de armas y con el dinero ilícito. Por ejemplo, en Estados Unidos “el tráfico de armas genera entre 1,7 y 3,5 mil millones de dólares y el dinero ilícito mueve entre 2 y 3,5 billones de dólares”, según Tascioni[7]. La cantidad de dinero es demasiado grande y esto es sólo en Estados Unidos. Hay muchos más países en Europa o Asia que ganan también mucho dinero de estos negocios y hoy en día el dinero tiene más fuerza que ninguna buena intención.

Viendo los billones de dólares, el precio a pagar por acabar con el tráfico de armas o el dinero ilícito es muy, muy alto y por ello, siendo realistas, conseguir la paz y otras de las metas del ODS 16 parece algo imposible.

Bibliografía:

García Sánchez, Fernando. “Introducción” (páginas 9-17)La agenda 2030 y los ODS. Nueva Arquitectura para la seguridad. Editado por la presencia el Ministerio de las Presidencias, relaciones con las Cortes e Igualdad- Gobierno de España. Julio 2019.

https://www.fundacioniberdrolaespana.org/wp-content/uploads/AGENDA-2030_ODS.pdf

Sanahuja, José Antonio. “La agenda  2030 y los ODS: sociedades pacíficas, justa e inclusivas como pilar de la seguridad” (páginas 19-64). La agenda 2030 y los ODS. Nueva Arquitectura para la seguridad. Editado por la presencia el Ministerio de las Presidencias, relaciones con las Cortes e Igualdad- Gobierno de España. Julio 2019.

https://www.fundacioniberdrolaespana.org/wp-content/uploads/AGENDA-2030_ODS.pdf

Tascioni, Gaia.La Seguridad Humana en el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible: Análisis del ODS16 y propuestas para la medición de la meta 16.4 sobre la lucha contra el tráfico de armas pequeñas y ligeras”. Septiembre 2018.

https://e-archivo.uc3m.es/bitstream/handle/10016/27846/Tesis_gaia_tascioni_2018.pdf?sequence=1&isAllowed=y


[1]  Fernando García Sánchez. “Introducción” (página 9) La agenda 2030 y los ODS. Nueva Arquitectura para la seguridad. Editado por la presencia el Ministerio de las Presidencias, relaciones con las Cortes e Igualdad- Gobierno de España. Julio 2019.

[2] José Antonio Sanahuja.La agenda  2030 y los ODS: sociedades pacíficas, justa e inclusivas como pilar de la seguridad” (página 21). La agenda 2030 y los ODS. Nueva Arquitectura para la seguridad. Editado por la presencia el Ministerio de las Presidencias, relaciones con las Cortes e Igualdad- Gobierno de España. Julio 2019.

[3] José Antonio Sanahuja.La agenda  2030 y los ODS: sociedades pacíficas, justa e inclusivas como pilar de la seguridad” (página 21). La agenda 2030 y los ODS. Nueva Arquitectura para la seguridad. Editado por la presencia el Ministerio de las Presidencias, relaciones con las Cortes e Igualdad- Gobierno de España. Julio 2019.

[4] José Antonio Sanahuja.La agenda  2030 y los ODS: sociedades pacíficas, justa e inclusivas como pilar de la seguridad” (página 29). La agenda 2030 y los ODS. Nueva Arquitectura para la seguridad. Editado por la presencia el Ministerio de las Presidencias, relaciones con las Cortes e Igualdad- Gobierno de España. Julio 2019.

[5] José Antonio Sanahuja.La agenda  2030 y los ODS: sociedades pacíficas, justa e inclusivas como pilar de la seguridad” (página 52-55). La agenda 2030 y los ODS. Nueva Arquitectura para la seguridad. Editado por la presencia el Ministerio de las Presidencias, relaciones con las Cortes e Igualdad- Gobierno de España. Julio 2019.

[6] Gaia Tascioni.La Seguridad Humana en el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible: Análisis del ODS16 y propuestas para la medición de la meta 16.4 sobre la lucha contra el tráfico de armas pequeñas y ligeras”. (página 225) Septiembre 2018.

[7] Gaia Tascioni.La Seguridad Humana en el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible: Análisis del ODS16 y propuestas para la medición de la meta 16.4 sobre la lucha contra el tráfico de armas pequeñas y ligeras”. (página 225) Septiembre 2018.

3 Comentarios
  1. Alex dice

    Enhorabuena María Luisa, muy buena exposición con un grandísimo trabajo de documentación y análisis de la bibliografía consultada.

  2. Melba dice

    ¡Felicidades María Luisa! Has realizado un gran trabajo. Esta muy bien expuesto y así como muy bien documentado.

  3. Martina dice

    Me ha encantado el trabajo ,se entiende muy bien lo que quieres expresar.
    Estoy deseando ver tu próximo trabajo.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More