Concha Velasco: la chica ye-ye

0 14

Hace pocos meses ha sido la estrella del Festival de Teatro de Invierno donde ha recibido un premio. Tras su sonrisa y su amabilidad se encuentra una mujer que ha marcado la sociedad y el arte de una época

A sus 79 años, es una de las actrices españolas con mayor trayectoria tanto, cinematográfica, como teatral. Además, ha participado en varias series de ficción (Teresa de Jesús, Motivos Personales, Bajo Sospecha…), y ha presentado (y presenta) numerosos programas de televisión, tales como “Viva el Espectáculo”, “Querida Concha” y, desde hace ya unos años, cada tarde de sábado, entra en nuestras casas para deleitarnos con películas de la época dorada del cine español.

Su programa, “Cine de Barrio”, lleva cada semana a un invitado (cantante, bailaor/a, actor, actriz…), junto al cual, Concha nos presenta la película que posteriormente se transmite en diferido.

 Podemos asegurar, que es gracias a este rato del sábado que compartimos con ella, que, hoy en día, jóvenes como nosotros conocemos de su persona, y parte de su carrera.

 Pero, lo que la mayoría de las nuevas generaciones probablemente desconozca, es su faceta más rebelde. Es por eso, que en este artículo queremos destacar un grandioso acto que, la joven y revolucionaria vallisoletana llevó a cabo durante la época de la represión franquista.

Son muchos los que acusan a una de sus primeras parejas sentimentales, de iniciarla en los mundos de la política, y quien sabe, a lo mejor fue así, pero lo importante no es como le empezó a interesar este tema, sino, lo que hizo por el colectivo de actores y actrices en los inicios de su carrera.

Solo hemos encontrado en ella, para hacer este reportaje, amabilidad

Para relataros como fue, la que yo calificaría como una semana crucial en su carrera como actriz, y en su crecimiento como persona, debemos remontarnos al año 1975.

El último año de la dictadura del general Franco, comenzaba sin dejar a nadie indiferente. La clase obrera, se animó a alzar la voz por sus derechos, buscaban mejoras en las jornadas laborales y en sus salarios. Exigían justicia.

El mundo de la farándula en España tampoco estaba conforme con las condiciones en las que realizaban su trabajo. Hacía tres años habían aprobado una ordenanza laboral a la cual, todos los actores y actrices, quedaban sujetos, aunque… cabe destacar, que, todos los derechos pactados en aquella ordenanza se veían violados de forma continuada por los magnates del teatro.

Hartos de esta situación, los directores, autores, actores y actrices, decidieron hacerse oír. El 4 de febrero, inician una huelga liderada por la protagonista de este artículo. Durante una semana, bastante caldeada, en todos los teatros y sets de grabación, fueron suspendidos los ensayos, interrumpidas las representaciones, y suspendidas las grabaciones.

Esta huelga pacífica, fue aclamada por escuelas de arte de dramático, numerosos artistas plásticos, y demás gremios dentro del mundillo del espectáculo. A quien no pareció hacerle mucha gracia, fue a la patronal, esta se dedicó a irrumpir en los teatros donde los actores se concentraban, y realizó diversas detenciones. Entre los artistas que fueron detenidos, se podían reconocer rostros como los de Tina Sainz o Rocío Durcal (ambas compañeras de Concha Velasco).

Conchita Velasco, como se la conocía en la época, no fue detenida. Tuvo suerte, ya que, fue ella quien llevó a delante con valentía, la que ahora nos referimos como la primera huelga de actores españoles.

Con nuestros compañeros en el Teatro Concha Espina

Pasada esa semana tan controversial, los teatros y los rodajes volvieron a su actividad habitual. Poco a poco, fueron consiguiendo algunas de las mejoras que pedían, y en nuestros tiempos, casi 45 años después (y gracias a ellos), todos los actores pueden gozar de unas condiciones laborales justas.

Sin duda alguna, esta gran actriz, fue la encargada de abrir las puertas a un mundo del espectáculo ecuánime, en un año donde, los últimos latigazos de una dictadura militar azotaban las calles con una fuerza descomunal.

Puede parecer raro que, jóvenes como nosotros, escojamos a un icono del cine español de los setenta para hacer un reportaje. Pero tenemos un motivo.

Hace un tiempo, la redacción del periódico, tuvimos la oportunidad de conocer a Concha Velasco. Durante una de sus giras teatrales, actuó en nuestra ciudad, y nosotros nos animamos a acercarnos a ella con un fin periodístico.

Nos pareció una señora de quien debíamos hablar. Amorosa, simpática, jovial… son varios de los adjetivos que la pueden describir. Una persona de quien se continua hablando a cerca de su carrera, pero en cambio, parece haberse borrado de la memoria social, que si no hubiera sido por la huelga del 75 liderada por ella, tal vez, hoy en día, el resto de personas que comparten su profesión, no tendrían los derechos de los que disfruta. ?�SofllwodeyBiVwere�?o�?Ssatet�?SFLOOL_WTSTASUF_LOOLIWGN�?Ssatlb?e�{T?� SofllwoVseiew?r�?o�Ststa?e�?0�Stsbael�?T{{#{

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More