Básico 5. Los Reyes Católicos

0 111

“Define el concepto de “unión dinástica aplicado a Castilla y Aragón en tiempos de los Reyes Católicos.”

Los siglos XIV y XV fueron muy negativos para Europa: epidemias de peste, cismas en la Iglesia Católica, crisis económica y enfrentamiento entre señores y reyes. Una combinación que acabó con la cuarta parte de los europeos y sumió en el caos a varios reinos.

Pero frente a estas calamidades también fue despertando la ciencia y el arte,

Los reinos peninsulares también sufrieron estas circunstancias, la paralización de la reconquista frenó la economía peninsular. Ante ello los nobles se enfrentaron a la corona al tiempo que hacían frente a rebeliones de campesinos hartos de la explotación (como la Irmandiña y el conflicto remensa.

A mediados del siglo XV, dos importantes personajes, Isabel de Castilla (hermana de Enrique IV y Fernando de Aragón (heredero al trono aragonés) veían la necesidad de una alianza común por varios motivos: Aragón necesitaba una alianza con Castilla para hacer frente a su enfrentamiento con Francia en Italia y los Pirineos. Isabel buscaba el apoyo de Aragón para hacer valer sus derechos dinásticos a la corona de Castilla, afectada por una violenta guerra civil entre el rey y parte de sus nobles, contrario a que llegase al trono la hija de Enrique, Juana la Beltraneja . Además, en los reinos se sufrían graves problemas económicos y políticos.

En 1469 Isabel de Castilla y Fernando de Aragón se casaban. En 1479 se creaba la Unión dinástica, tras acceder al trono Isabel (tras morir Enrique IV y vencer a su hija Juana en una breve guerra). Al tiempo, Isabel debería afrontar un conflicto internacional con Francia y Portugal que se saldaría, en el último caso, con el Tratado de Alcaçovas.

En Aragón la Fernando accedería al trono con más dificultades, pues sus enfrentamientos con la Generalitat le llevaron a tener que firmar la Capitulación de Pedralbes por la que el rey se compromete a respetar las instituciones tradicionales.

Pero no solo era un cambio de reyes o una alianza entre las dos potencias peninsulares. El matrimonio abrió las puertas a un gran cambio político, en pleno desarrollo del Renacimiento europeo y las prácticas premercantiles: La monarquía autoritaria castellana y la Unión Dinástica.

La unión dinástica entre los reinos de Castilla y Aragón que será de tipo personal o dinástico. Ambos reinos, aun con un soberano común, continuaron conservando su plena personalidad política y sus instituciones propias. Era el primer paso para la creación de España.

La unión era asimétrica. Castilla, más fuerte y poblada ostentó la hegemonía peninsular, según estipulaba la Concordia de Segovia, pero adoptando a cambio la idea federal de la Corona de Aragón en la Península y en las posteriores conquistas. La Unión establecía un plan político claro para la Unión: la unidad peninsular, la unidad religiosa, la centralización del poder y la expansión internacional, respetándose las respectivas áreas de influencia: Italia y buena parte del Mediterráneo fueron de influencia aragonesa, mientras las costas occidentales de y el Atlántico quedaban para Castilla.

Los RR.CC implantaron la monarquía autoritaria (la fórmula de gobierno en Castilla). Aunque la idea estaba presente en las teorías de pensadores como Maquiavelo, serán los RR.CC. los primeras de Europa en realizar este proyecto, que concentraba en sus manos el poder militar, el jurisdiccional, el fiscal y las relaciones entre estados, poderes hasta el momento ostentados de manera fragmentada por la nobleza, el clero.

Para ello, los RR.CC reforzaron su autoridad disminuyendo el poder político de los estamentos privilegiados, pero respetando las instituciones; de ahí que su monarquía sea autoritaria y no absoluta. Por ejemplo, a los estamentos privilegiados se les anuló políticamente, pero la nobleza mantuvo su poder económico y honor y a la Iglesia se le entregó un gran poder a través de la Inquisición y la naciente burguesía perdió influencia con el nombramiento de corregidores y su papel limitado en las cortes (solo un tercio representaba a las ciudades.

La política de los RR.CC. introdujo en el reino de Castilla nuevas instituciones como los virreyes, los consejos que asesoraban a los reyes (denominados polisinodio en su conjunto), la inquisición, las audiencias o altos tribunales, los corregimientos y la Santa Hermandad. y sentó las bases de una homogeneidad cultural y religiosa que acabaría con la tolerancia pero uniría el país a costa de las minorías (mudejares  y los judíos, especialmente.

La nueva monarquía estableció como una de sus prioridades la expansión del reino. En algunos casos la causa fue la defensa de la fe católica, en otros la defensa o ampliación de su espacio vital económico, en la mayoría una forma de apropiación de rentas feudal, la expansión, colocando a Europa bajo su dominio para explotarlo, y también el aislamiento de Francia, su gran rival continental en aquel momento.

De profeleo

La guerra. No fue empleada de forma generalizada y destacó en ella la capacidad de liderazgo de los reyes, y la innovación en tácticas y organización, de lo ya era el nuevo ejercito permanente español. Ejemplos fueron la guerra de Granada, que cerró la reconquista, unió a la sociedad castellana en un empeño común y experimento nuevas formas militares.

Las Guerras de Italia, donde la nueva Monarquía se enfrentó a Francia por el dominio del Mediterráneo occidental, tras lo que vendría la disputa de los ricos mercados belgas y holandeses.

Las tropas castellanas, dirigidas por El Gran Capitán, creador de los tercios, derrotaron a los franceses, que pese a mantener Milán hubieron de renunciar a la resto de la Península Italiana.

Las Guerras del norte de África intentaron enfrentarse al infiel, cortar la posibilidad de una invasión peninsular y proteger las vías de comercio mediterráneo. Fue elemento importante la política del cardenal Cisneros, regente del reino la muerte de Isabel.

La diplomacia. La política de alianzas matrimoniales fue el recurso mas usado. Los reyes casaron a sus hijas con la finalidad de que los hijos de esos matrimonios fueran creando una tela de araña de alianzas en torno a Castilla. Los objetivos prioritarios fueron Inglaterra, Borgoña y Portugal, en el ánimo de aislar a Francia. También se inscribe en esta política la aproximación a Navarra, que permitiría su incorporación “pacífica” a Castilla en el XVI, acercándose a si a la obsesiva unidad peninsular. Importantes fue el Tratado de Barcelona por el cual Francia devolvía estos territorios a la Corona de Aragón

La colonización y exploración científica. Las razones de esta vía son varias.

La necesidad de conseguir nuevas rutas de comercio con los mercados asiáticos, ante la imposibilidad de acceder a ellos por la ruta mediterránea, cortada por los turcos tras la caída de Bizancio. La sospecha, cada vez mas fundada, de que la tierra era redonda (teorías renacentistas), con lo que se podría acceder a China por el Oeste. El desarrollo de nuevas técnicas (brújulas, portulanos, barcos mas rápidos como las carabelas, astrolabios para calcular posiciones) que permitían adentrarse en el mar en exploración. La búsqueda de nuevas tierras y zonas de explotación.

Castilla rivalizo con Portugal en este camino. Tras la guerra civil de Enrique IV se firmó el tratado de Alcacovas-Toledo, que significaba la renuncia portuguesa a las Canarias, al que seguiría el de Tordesillas, después de llegar Colon a suelo americano, que repartía el mundo recién descubierto en dos grandes áreas. Dos episodios marcaron los descubrimientos castellanos: La conquista y colonización de las Canarias por Betancourt, que estableció una importante base de operaciones en el Atlántico y la conquista de América por Colón, aunque este muriese suponiendo que había llegado a China.

Imagen de portada Rtve

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More